Debido a la atención personalizada y al número de alumnas, las plazas para el plan Premium y VIP son limitadas


Hola, si has llegado aquí, es porque tener un centro de estética rentable y del que te sientas orgullosa te interesa.

Pues bien, te cuento cómo va la cosa.

Me gustan los negocios en lo que todo está diseñado para vender más.

Te podrán contar muchas cosas, pero al final tienes que vender.

Te guste o no, es así.  

Porque sin ventas no hay negocio, hay sufrimiento.

Te diré también, que vender no es solo una entrevista de cinco minutos.

Eso a veces es lo de menos.

La venta tiene que ver con más cosas.

Y, para eso, hay que crear lo que yo denomino una tela de araña.

Sí, una tela de araña.

Antes de explicarte a que me refiero, te diré:

Que hay empresas grandes y con problemas, que contratan a personas para que les asesoren y cambien el rumbo de sus negocios.

 Y pagan muy bien.

 Aunque tengan problemas de muchos millones de euros, pagan bien, porque terminan sacando sus empresas adelante.

Lo sé, porque yo he sido una de esas personas contratadas.

Cuando dejé la banca, empresas que eran clientes y que la crisis y los propios bancos le dejaron al pie de los caballos, confiaron en que yo les asesorara y ayudara en sus negocios.

Por eso sé, que pagan bien.

 

También hay negocios de estética, que contratan mentorías.

Porque quieren vender más.

Tener una mejor organización.

Diseñar una carta de tratamientos diferente.

Mejorar su publicidad.

Captar y fidelizar más clientes.

O sencillamente ser feliz con su profesión, porque han llegado a un punto que no lo son.

 

Y esto también lo sé, porque realizo mentorías individuales y acompañamientos a centros de estética y de terapias.

Igual te parezco que voy de sobrado y soy un prepotente, pero eso no cambia la realidad.

 Porque hay centros de estética que me contratan porque quieren mejorar sus negocios.

 Y cuando invierten en mí, lo que obtienen es:

  • El punto de vista de haber visto muchos negocios, en muchos sectores y saber porque les fue mal.
  • También, porque a otros les fue bien.
  • La visión de alguien que se gasta miles de euros al año en formaciones.
  • La experiencia de la venta de mis cursos online y presencialmente. Saber lo que funciona y lo que no funciona, porque lo he vivido en mis carnes morenas.
  • También, porque asesorar a negocios de belleza me ha dado una perspectiva de los problemas reales e importantes del sector.
  • Tienen la visión de una persona que tiene mucha experiencia, formación y vivencias, aunque eso es lo de menos, lo importante y lo interesante, es lo que puedan llegar a ganar mis alumnas.

 

Al final, quienes han trabajado conmigo, lo que consiguen es distanciarse de su competencia, lo cual no es muy difícil, puesto que la mayoría de centros, siempre hace lo mismo y, por lo tanto, obtienen lo mismo.

 

 

La tela de araña para un centro de estética

Bien, como te comenté al principio, si quieres vender de manera fácil y sencilla tratamientos de estética, tienes que crear una tela de araña.  

Un error muy habitual, es creer que vender es soltar un montón de beneficios y características de los tratamientos o productos.  

 La venta, consiste en crear lo que denomino una tela de araña.

Es decir, para vender, tienes que ir atrapando poco a poco, porqué así la venta sale sola.

Realizar una publicidad y una comunicación que capte la atención.

Sin esa captación de la atención, no tendrás la oportunidad de vender posteriormente.

También, es esencial, tener una carta de tratamientos atractiva, distinta a la de tu competencia, que sea un imán para atraer nuevos clientes.

Para vender, necesitas tener un sistema de trabajo reconocible, que se grabe en la mente de tus clientes y que tu imagen sea fácilmente reconocible.  

Si quieres ganar más dinero, necesitas conocer muy bien la naturaleza de tus clientes, conocer que los lleva a comprar y a no comprar.

Cuando entiendes la naturaleza y la psicología que hay detrás, aprendes a tener entrevistas de ventas realmente efectivas, escuchando más que hablando.

Porque para vender, hay que escuchar, más que hablar.

Y, sobre todo, generar tensión.

Para vender necesitas de mentalidad, mostrar seguridad y autoridad.

Todo esto y más, consiste en crear una tela de araña.

Diseñar un negocio que atrape desde todos los ángulos y para cuando llegue la entrevista de venta, prácticamente la decisión ya la tenga tomada la clienta o el cliente.

 

 

Ahora te digo lo que puedes obtener con este servicio que es único en el sector.

Un servicio dirigido a cualquier profesional del sector, se encuentre en la situación que se encuentre.

 Le vaya muy bien.

Le vaya mal.

Este empezando.

O necesite cambios y toma de decisiones.

 

Pero lo más importante, es que este formato:

-         Todas se lo pueden permitir.

-         Se adapta a todo tipo de necesidades

El formato es muy sencillo, a la vez que muy práctico para ti.

Cómo base, tienes más de 50 lecciones en audio y texto que son imprescindibles para gestionar cualquier negocio de estética.

 

Son imprescindibles para crear esa “tele de araña” que atrape clientes y terminen comprando.

También iré publicando lecciones nuevas.

 

Y lo más importante, cada lección la puedes poner en práctica desde el primer día.

Todas estas lecciones, están basadas en la experiencia, en lo que ya les ha funcionado a otras alumnas. 

Esto no es humo, lo que te voy a presentar ya ha funcionado.

No es montón de teorías y vídeos. Esto es contenido “específico” que te va a facilitar el que vivas mejor, porque vas a vender más.

Y tienen la misma calidad y valor que aporto en la mentorías individuales que he estado realizando.

También te digo, que las lecciones son prácticas y puedas sacarle rendimiento desde el primer día.  

 A fecha de hoy, tienes poco tiempo y considero que es la mejor forma de poder formarte y poner en práctica lo que aprendas.

No tienes tiempo para ver vídeos y ponerte aprender, eso ya lo hice yo.

Por eso, he escogido este formato, porque no te vas a despistar con vídeos, ni colorines. Vas a tener una lección muy resumida:

-         Sencilla

-         Rápida

-         Práctica

-         Puedas utilizarla desde que la visualizas.

 

Como ves, todo muy puntual, muy directo y muy práctico.

No vas a tener que ver diez vídeos para poder hacer una publicación, ni para tomar decisiones en tu negocio.

Ya te lo doy hecho, y ya ha funcionado.

Hay quienes con solo poner en práctica una sola lección, se van a pagar la estancia de un año en la mentoría.

No tienes que renunciar ni a tomarte un café, ni una cena.

Sin permanencia.

Si es interesante para tu negocio o no, eso depende de ti. Yo, no puedo saberlo.

Pero si te diré, que las lecciones están basadas en la experiencia y en lo que ya ha funcionado y ha hecho ganar dinero a otras alumnas.

Dicho esto, con las lecciones tienes la base que necesitas para gestionar un centro de estética o bienestar. Sí además, necesitas un acompañamiento, tienes 3 planes para elegir

 

 

Plan Básico

 

Plan Premium

Plan Vip

Darse de baja

Si dentro de la mentoría, sientes que no es para ti, te das de baja.

Y ya no pagas más.

Si te quiero decir algo.

Y es que me tomo esto muy en serio y aporto mucho valor para que te vaya mejor en tu negocio y espero el mismo nivel de compromiso por parte de mis alumnas.

Como persona adulta, tienes la libertad de entrar y, probar, pero te diré que quiero relaciones a largo plazo, en las que pueda conocer a mis alumnas y ellas puedan sacarme el máximo provecho en la relación que se forjará en el tiempo.

 

Preguntas para que no haya dudas

 

¿Me puedo dar de baja cuando quiera?

Sí, y sin decirme nada, tu misma con un clic te das de baja.

¿Cuánto tiempo tengo para realizar cada formación?

Mientras estas dentro de la mentoría, el contenido al que tienes derecho lo consumes como quieras. Una vez te das de baja, dejas de tener acceso a las lecciones.

¿A qué lecciones tengo acceso cuando entro en la mentoría?

A todas las que están publicadas, más las nuevas que se vayan publicando. A día de hoy, hay más de 50 lecciones.

Estoy empezando/tengo pocos clientes/tengo 5 empleadas/tengo 3 centros/mi facturación es muy alta… ¿me puede interesar?

 Si quieres vender más, tener un negocio estable, mejor organizado y del que sentirte orgullosa, si te interesa.

 ¿Tengo factura?

Sí, claro. Si la necesitas me lo comentas y te emito la factura.

¿Puedo cambiar de plan?

Si, por supuesto, puedes cambiar de plan cómo desees, puedes empezar por el plan básico y si necesitas más acompañamiento coger el plan Premium o el VIP si hay plazas.

¿Tengo 15 días de pruebas y me devuelves el dinero?

Eso nunca, si crees que en más de 50 lecciones no hay valor en una sola lección que te haga ganar dinero mejor que no entres.

¿Cómo funciona la mentoría?

Es fácil, y depende del plan que elijas.

Plan Básico – 50€/mes

Te suscribes y pagas.
Te llega el acceso a la Mentoría de ventas para centros de estética y puedes empezar a disfrutar de todo el contenido publicado. Más de 50 lecciones. 
Las lecciones nuevas te llegarán por email con la lección de unos 20-25 minutos en audios (+ texto) y a la cual también podrás acceder desde la web.  
 Preguntas por email.

Plan Premium – 90€/mes

Exactamente igual que el en Plan Básico en cuanto al acceso a las lecciones, tanto las publicadas cómo las nuevas.  
Preguntas ilimitadas por email.
Además, tienes una hora al mes conmigo de mentoría por Zoom para establecer estrategias en tu negocio y revisar cada parte de tu negocio que necesite una modificación para conseguir tener el negocio de estética que deseas.
Te llegará un email para reservar la reunión mensual y un formulario para que conozca mejor tu negocio.

Plan VIP – 220€/mes

Exactamente igual que el en Plan Básico en cuanto al acceso a las lecciones, tanto las publicadas cómo las nuevas.  
En este Plan hay 4 reuniones mensuales por zoom y contacto ilimitado por Whatsapp para sacar el máximo provecho a tu negocio.
También revisaré textos de tus publicaciones, web y comunicación en general para que des un salto cualitativo en tu centro.
Te llegará un email para reservar la reunión mensual y un formulario para conocer a detalle tu negocio.

El precio me parece alto para lo que ofreces.

Si te parece alto, todo perfecto y por sentido común, no deberías de entrar en la mentoría. En ninguno de sus planes.

Si prefieres comprar libros al peso, por kilos, también me parece perfecto.

 

Lo que pretendo con esta formación y acompañamiento es:

Primero, entregarte lecciones sencillas y concisas para que la pongas en práctica y empieces a tener resultados inmediatamente.

En segundo lugar, mi acompañamiento que variará según el plan de elijas, para que me saques el máximo provecho sobre todo lo que te pueda aportar.  

Quiero, que tu sensación, elijas el plan que elijas, es que estás pagando poco por la mentoría, porque estas teniendo resultados.

También, que tu nivel de vida no cambie, es decir, que no tengas que renunciar a nada, ni hacer una inversión alta, pero a la vez, cambies tu negocio y sus resultados.

 

“Pagaría este precio con los ojos cerrados”
“Me vas a tener que pagar comisión porque se lo voy a recomendar a muchas colegas”
 “Vas a ayudar a mucha gente, como lo haces conmigo”
 “Me parece barato para todo lo que aportas”

 

Estas son algunas opiniones de alumnas de la mentoría individual, cuando les comenté que iba a sacar esta mentoría de ventas para centros de estética, accesible para todo el mundo.

Ellas entienden, que contar con alguien con experiencia, en continua formación y que les filtra la información para que sea práctica, sencilla y precisa y que les ahorra tiempo y dinero, es esencial para continuar creciendo más rápidamente como profesionales.

¿Qué plan eliges?